15

Hace un mes que esta aventura comienza, y todo ve la Luz, nunca mejor dicho… Yo aún no me lo creo. No me lo creo cuando respiro esta foto, cuando veo todo colocado y espero a que entre el público. Ese vacío, esa quietud, ese silencio… No me creo que todo esto estuviera hace año y medio sobre un papel con muchísimas anotaciones sobre las que pasaba horas intentando ponerlas de pie. Cuando creé cosas que tuve que dejar en el camino, cuando empezaba a soñar con las músicas que me acompañarían, cuando desordenaba papeleras y no sabía reordenarlas…

Y hoy, ya esté en marcha. Aquí sigo apoyando ese trabajo que necesita día a día una producción, desde atrás con un trabajo de muchos papeles que me relían, y desde dentro intentando ponerme un nivel de calidad para mí y para ofrecer a quien viene a disfrutar del espectáculo. Aprendiendo todo el rato del camino, y de las personas que me acompañan en todo este proceso que se entregan y saltan conmigo.

Y poniéndome más poética, intentando en cada función partir de la sonrisa para que sea un viaje de la mano con el público.

Aprender y crecer en cada una de las funciones que hago… Sigo retocando en pequeño, mejorando, y ajustando… Me hace confiar más en mi trabajo y sentir que estoy en el camino. Hoy, después de un mes, hago 15 funciones con Colores. No podría ni haberlo soñado. Y aquí estoy.

Yo quería haber escrito cada día… ¡Ilusa de mí! Parecía fácil. Escribir desde los ensayos, cada día de trabajo, cada función, con sus detalles, las energías, las sonrisas, los errores, lo que pasaba, lo que sentía… Pero no he sido capaz de dedicar ese tiempo, ni poner ese corazón… Eso  si que lo hizo aquel que me inspiró. Pakeunblog lo llamó él. Un teatrero que tenía un corazón generoso, por eso fue capaz de compartir cada momento que vivió con uno de sus espectáculos. Es maravilloso poder leer lo que sentía y lo que le ocurría, desde los ensayos hasta cuando el público respiraba con él. Un diario lleno de amor al oficio y de detalles maravillosos que ponen en valía esta profesión. Por él yo intento escribir un blog de Colores. Y aunque aún no puedo ser constante, voy a seguir intentándolo. Hoy comparto mi función número 15…

Todo estaba un poco revuelto, tenían ganas de pasarlo bien los pequeños y los grandes, y eso se nota en sus murmullos antes de que todo comience. Respiro con ellos justo antes del primer paso y sigo asombrándome en sus ojos cuando los miro por primera vez. Ese momento es mágico. Y ellos me han enseñado a que es importante, no fui consciente hasta el estreno. Porque ahí creamos el vínculo para el resto de la función.

Estaban tan conmigo que hasta me adelantaban y eso hacía que todo estuviera más vivo. La cara de los mayores cuando me dirijo a sus peques es de sentirlos independientes, que van solos, un orgullo. Y al mismo tiempo se sorprenden cuando los convierto a ellos, que no vienen con la intención de ser protagonistas, en mis cómplices. Se sienten enormes cuando notan que a sus peques les encantan que participen conmigo y viceversa.

Es importante, después de estos momentos más libres para ellos, saber recuperar. Hoy ha sido mágico recuperar lo teatral porque ellos sienten el cambio y lo viven… Respiran conmigo para recuperar una emoción y saben perfectamente que lo que les estoy contando en ese momento es importante. Igual que reconocen qué lágrimas son para reír y cuáles son de tristeza.

En eso consiste Colores, en escucharnos para saber lo que nos pasa. Pues eso justamente pasa en el público y, pasa en mí… Nos escuchamos todo el rato y hoy todo fluía como devolviéndome en satisfacción y alegría todo el esfuerzo al ver que todo cuadraba.

Colores, así en grande, me hace sonreír. Si termino y escucho que esto ha sido maravilloso en una voz pequeña que agarra una mano a la que no llega… Sonrío. Si ellos dicen las emociones antes que yo… Sonrío. Si bailan sin que yo se lo pida… Sonrío. Y si grandes y pequeños terminan la última frase: Nosotros estamos hechos de … COLORES!! Puede que se me escape hasta una lagrimilla aún siendo la función número 15.

No he podido soñar un mejor bolo para celebrar los 15…

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *